lunes, 10 de marzo de 2014

MIRANDO POR EL RETROVISOR...por Alice


Echando la vista atrás, recuerdo cuanto nos temblaron las piernas la primera vez que fuimos a un club liberal. Dentro de nuestra inseguridad, íbamos pisando fuerte porque nos teníamos el uno al otro.

Así empezamos a tejer esta tela de placer… Son muchas las sensaciones que se viven y los sentimientos que se experimentan. Siempre hemos hablado mucho de este tema, consideramos que es algo fundamental para que todo funcione como es debido. Después de cada nuevo paso dado, solemos hablar de cómo nos sentimos, de las imágenes guardadas en la retina y de que se puede mejorar.

Hemos aprendido a decir NO a base de momentos. Al principio, eres inexperto y te dejas llevar; e incluso llegas a arrepentirte de ciertas situaciones incómodas. Pero de todo se aprende y estamos muy orgullosos de ello.

Siempre he sido una persona muy sexual y por mi cabeza siempre rondaban imágenes y fantasías que pensaba que nunca se iban a materializar. Dos mentes conectadas y emitiendo en la misma frecuencia hace que todo eso se haga realidad.
Puedo tener sentimientos encontrados en algunas situaciones pero creo que es normal y es algo que me está haciendo mucho más fuerte como persona. Miro como empezamos y como estamos ahora y no hay ni punto de comparación.

Me he entregado en corazón, cuerpo y alma a Blur. Él es mi amo, mi esencia y  la gasolina que prende la mecha. Es respeto y comprensión. Somos jóvenes y vamos por muy buen camino.

Así como he empezado la entrada recordando el temblor de piernas de nuestra primera vez, también me viene a la cabeza la seguridad con la que acepté la orden de irme con un amante al servicio mientras él esperaba tomándose una copa...Mi primera vez con una chica, ir en busca de nuestro amigo sin ropa interior, un masaje tántrico con la cámara enchufada, nuestros veranos ibicencos, las sesiones de azotes por no obedecer, los dos juntos dándole placer a otra chica, follar mientras Blur observa desde un sillón, recibir a nuestro invitado en casa vestida para la ocasión, desconexión total en Monda, las noches de cacería…



Quito la vista del retrovisor, subo la música, bajo las ventanillas, sonrío y sigo disfrutando del camino.

viernes, 7 de marzo de 2014

MADRID "PASIÓN" WEEK....por Blur


Pasamos un fin de semana inolvidable...

     Habíamos quedado con unos amigos en Madrid para salir. Ellos no son del ambiente pero conocen nuestras andanzas, y la verdad es que no tenemos que disimular nada. Unas copas y salimos a perdernos en las callejuelas nocturnas que tantas experiencias nos ofrecen... El viernes genial, buena música, buena compañía y Alice revoloteando una vez que tenía los permisos pertinentes. Para variar, no lo hizo nada mal, conoció a un chico bastante guapo y después de saborearlo en repetidas ocasiones nos emplazamos a continuar la fiesta de forma privada algo más tarde...Pero no me conformé, en vista de la tremenda afluencia de público al acontecimiento musical que presenciábamos, en uno de mis escarceos conocí a otro apuesto muchachito. Son coincidencias repentinas que te iluminan por segundos. Después de hablar un ratito y conocernos algo más me dijo:

- Qué suerte tiene que tener tu mujer contigo, es una afortunada... a lo que yo respondí, -¿Quieres conocerla?, si te apetece te puedes enrollar con ella... 

     Después de su inicial estupefacción y tras las pertinentes explicaciones, lo llevé ante Alice y le requerí que pasara unos buenos momentos con nuestro nuevo amigo, a lo que ella respondió muy agradecida (yo sabía que el chico le iba a gustar).

     Finalizamos la noche solos, ya que nos resulta muy complicado irnos a casa cuando estamos de marcha... y no vemos el momento... 

     El resumen de la noche: que diferencia hay entre salir por Madrid o por otras zonas, los chicos están mucho más dispuestos y tienen menos prejuicios para terminar follándose a mi esposa...Benditos sean...

     El sábado se presentaba más tranquilo, Alice y yo sabíamos que terminaríamos en Fusion (club liberal) esa noche. Salimos a comer y tomar unos Gin Tonics de media tarde. Buenas conversaciones entre amigos y mucha risa adornaron nuestro atardecer. Sobre las doce, y tras despedirnos, arrancamos rumbo a Fusion...

     Al llegar, en el club había bastante gente, nosotros teníamos clarísimo que íbamos a dar rienda suelta a nuestras fantasías, así que tras tomar una copa, decidimos entrar. Buscamos un buen lugar y comenzamos a hacer el amor... mi niña se movía como una reina, tan guapa, tan esbelta, y con una sincronización de gemidos con mis embestidas que me volvía loco. Después de cambiar varias veces de lugar buscando comodidad, una chica se abalanzó sobre ella... y comenzó nuestra diversión. La chica fue directa a su sexo, y se lo comió... me encantaba ver a Alice retorcida de gusto mientras otros dos chicos y yo sobrevolábamos su boca esperando a que jugara con nosotros, por momentos veía como cerraba los ojos envuelta en placer y quería más... era una sensación diferente, por un lado demasiada gente junta, por otro, sentir el sexo en estado salvaje. Al terminar invirtieron papeles, Alice bajó sobre la chica y la hizo correr con unos gritos de escándalo... -Qué bien lo hace esta niña joder, gritaba nuestra amiga. 

     En ciertos momentos levantaba la mirada y veía como poco a poco nos rodeábamos y servíamos de inspiración a otras parejas, era como si proyectaran sus deseos en mi amor y su secuaz... sensación increíble. Es como estar en una habitación a solas, y a la vez sentirte observado... excitación al cien por cien. Cuando estamos a solas me encanta preguntarle a Alice como se come a otras chicas, me excitan mucho los detalles.... recomendable al máximo.

     
     Nos desplazamos a otra esquina para seguir queriéndonos cuando de repente una pareja se acercó a nosotros con muy buenas intenciones. La chica se acercó a la mía y empezó a acariciarla, eran diferentes a los anteriores, más suaves, más calmados...nos dejamos llevar. Empezaron ellas tocándose y nosotros cerquita dejándonos tocar. Alice y la otra chica comenzaron a centrarse en mí, juntas me acariciaban, me masturbaban, me comían entero de arriba hasta abajo... tuve que cerrar los ojos y dejarme llevar. Sentir dos manos y dos bocas sobre mí era maravilloso. Confiaba en que mi mujer estaba guiando la situación y esto me hacía sentir especial. Dibujamos muchas figuras, le comimos los dos juntos a ella, la masturbamos entre los dos, y ella se dejaba llevar (tengo que reconocer que lo hacíamos muy bien). En este juego a tres, el cuarto protagonista se colocaba el preservativo, y pidiendo permiso a mi chica, empezó a follarla por detrás, lo hacía muy bien, pero nosotros teníamos otro objetivo, un objetivo particular que no era otro que comernos juntos a esa chica, había miradas cómplices entre nosotros, Alice miraba como yo masturbaba a esa desconocida mientras ella era follada... mi mano izquierda y su mano derecha estaban conectadas, haciéndonos ver que a pesar de que estábamos compartiendo mesa y mantel con otros dos comensales, lo importante era nuestro placer. Mientras el chico se corría fuerte dentro de mi chica, la otra se corría también con mis dedos... es muy excitante recordar juntos esta nueva experiencia enriquecedora. Me comentaba mi chica en nuestras sesiones de sexo posteriores, que no se le quita de la cabeza la forma que tenía de masturbarla...y que le pone muy perra...

... aunque ella es mas de maullar.... -¡miau! me dice de vez en cuando... y me araña... Se ve que ya le han crecido las uñas.... (tq)